Iniciar sesiónIniciar sesión
Marca
Modelo
Precio
Diámetro
Año
Lugar
Más
Su selección

Su selección

Su selección

Lamentablemente, no hay ningún resultado para su búsqueda
Su selección

Lamentablemente, no hay ningún resultado para su búsqueda
Su selección

Lamentablemente, no hay ningún resultado para su búsqueda
Información general
Tipo de reloj
Referencia
Más...
Nuevo/usado
Disponibilidad
Género
Estado
Más...
Volumen de suministro
Características y funciones
Cuerda
Material de la caja
Más...
Esfera
Más...
Cristal
Funciones
Más...
Alto
Más...
Material luneta
Más...
Esfera con números
Resistente al agua
Más...
Otros
Más...
Correa
Material de la correa
Más...
Ancho de correa
Color de la correa
Más...
Material de cierre
Más...
Cancelar
Audemars Piguet Royal Oak Chronograph

Ordenar por

Audemars Piguet Royal Oak Chronograph Audemars Piguet Royal Oak Chronograph Disponible inmediatamente MX$ 268,804 IT 25 2016

Audemars Piguet Royal Oak Chronograph: una forma elegante de medir el tiempo

El Audemars Piguet Royal Oak Chronograph es uno de los cronógrafos automáticos más planos del mercado. Se distingue por ofrecer un acabado perfecto y la mejor técnica. Además, su estilo "ojo de buey" hace de este modelo un ejemplar inconfundible.

¿Cuáles son las características más distinguidas del Audemars Piguet Royal Oak Chronograph?

  • Caja de 10,8 mm de altura
  • Diseño y valor de reconocimiento
  • Cajas de acero inoxidable, titanio u oro de 18 quilates
  • Corona y pulsadores atornillados
  • Notablemente más asequible que el Patek Philippe Nautilus Chronograph

Audemars Piguet Royal Oak Chronograph: un reloj de culto para cronometra el tiempo

Audemars Piguet presentó el cronógrafo Royal Oak en el año 1997, es decir, 25 después del lanzamiento del revolucionario Royal Oak. Sin duda, la similitud entre los dos modelos es inconfundible: el bisel octogonal y los tornillos hexagonales marcan su estilo. El diseño, concebido por el prestigioso Gérald Genta, recuerda la forma de una ventana náutica tipo ojo de buey y se presenta en el mercado como la seña de identidad de estos relojes suizos. Cabe señalar que Genta también esbozó el diseño del Patek Philippe Nautilus y del Ingenieur SL de la casa IWC (International Watch Company).
La diferencia entre el Royal Oak de tres agujas e indicador de la fecha y el Royal Oak Chronograph se encuentra en la función de cronógrafo. De esta forma se relaciona con el éxito que tuvo el Royal Oak Offshore, la versión deportiva del Royal Oak lanzada en el año 1993. Desde el principio, el Offshore disponía de una función de cronógrafo presentando una altura de 14 mm y un diámetro de 44 mm, medidas que resultan en un reloj considerablemente voluminoso. Por eso, el Royal Oak Chronograph se ajusta perfectamente para utilizarse como un relojes de vestir. En su interior late el calibre 2385 que basa su construcción en el 1185 de Frédéric Piguet. Además, con una altura aproximada de 5,5 mm, aloja uno de los movimientos cronógrafo de cuerda automática más plano del mercado. En total, la caja ofrece un total de 11 mm de grosor y se adapta cómodamente bajo las mangas de la camisa. El cronógrafo Royal Oak está disponible en acero inoxidable, titanio, oro rosa, blanco o amarillo de 18 quilates. Asimismo, ofrece la posibilidad de elegir entre diferentes versiones de esferas en color como el plateado, azul, negro o marrón.

¿Cuánto cuesta un Royal Oak Chronograph?

El Audemars Piguet Royal Oak Chronograph es especialmente adecuado para los amantes de los relojes planos con una función de cronógrafo. Su diseño se distingue por ofrecer una forma similar a la de una ventana tipo ojo de buey que se reconoce fácilmente y se asocia de inmediato con la marca. Por el otro lado, el reloj también resulta sumamente elegante y realza el sentido por el buen gusto de su portador. El precio de un Royal Oak Chronograph se encuentra en el mercado de segunda mano rondando los 12??000 euros. Estos ejemplares ofrecen una caja de acero inoxidable y suelen encontrarse en muy buen estado de conservación. Un modelo de acero inoxidable nuevo cuesta cerca de 19??000 euros.
Si prefiere los relojes de oro, debe invertir al menos 20??000 euros para un ejemplar de ocasión. Las versiones sin estrenar, fabricadas en oro alcanzan los 40??000 euros. Si desea prescindir de un brazalete de oro, el valor del reloj se reduce a los 30??000 euros.
El rival más fuerte del Royal Oak Chronograph es el Patek Philippe Nautilus Chronograph. Sin embargo, comparando su precio, el Royal Oak es relativamente más asequible. Un Nautilus de segunda mano fabricado en acero inoxidable se aproxima fácilmente a los 40??000 euros, mientras que los modelos nuevos alcanzan los 50??000 euros. Los relojes de oro también ofrece una diferencia de precio importante. El mercado de ocasión ofrece un Nautilus de oro, con una función de cronógrafo y en muy buen estado de conservación por 60??000 euros. Los ejemplares sin estrenar rondan el rango de precio de los 80??000 euros. En este sentido, los cronógrafo de Patek se presentan doblemente más caros que un cronógrafo Royal Oak.
Modelo Diámetro Grosor Material Calibre Precio
Audemars Piguet Royal Oak Offshore ref. 26470 42 mm 14,55 mm Acero inoxidable, oro, platino 3126/3840 17??000 - 60??000 euros
Audemars Piguet Royal Oak Chronograph 39 mm o 41 mm 10,8 mm Acero inoxidable, titanio, oro 2385 12??000 - 55??000 euros
Patek Philippe Nautilus Chronograph 40,5 mm o 44 mm 12,6 mm Acero inoxidable, acero y oro, oro CH 28-520 C 40??000 - 80??000 euros

¿Cuáles son las versiones del Audemars Piguet Royal Oak Chronograph?

Actualmente, el Audemars Piguet Royal Oak Chronograph está disponible en 20 versiones diferentes. Cada modelo luce el estilo "ojo de buey", un diseño que se caracteriza por ofrecer un bisel octogonal con los cantos biselados y ocho tornillos hexagonales que fijan el bisel a la caja. La particularidad de estos es que se atornillan desde el reverso de la caja, por lo tanto, las ranuras se alinean de manera exacta concediendo armonía al conjunto. Los pulsadores atornillados, al igual que la corona, ofrecen seis cantos. Desde el 2012, la caja presenta 41 mm de diámetro. Las ediciones anteriores lucían un poco más pequeñas con sus 39 mm. Con casi 11 mm de altura, el Royal Oak resulta cómodamente plano. La caja está disponible en acero inoxidable titanio, oro blanco, amarillo o rosa de 18 quilates.
La esfera de estructura a cuadros es otra característica que distingue el cronógrafo Royal Oak. Audemars Piguet denomina este estilo "Grande Tapisserie" que también se encuentra en otros modelos de la colección. La manufactura produce esferas en guilloché con la ayuda de una máquina automática de grabado que es un tanto inusual. La serie Royal Oak Chronograph ofrece estas esferas en diferentes tonos como el negro, gris, azul o marrón. Y, como se trata de un cronógrafo, posiciona varias subesferas: un pequeño segundero a las seis, el contador de 30 minutos a las tres y el totalizador de 12 horas a las nueve en punto. La ventana para la fecha se coloca entre las cuatro y las cinco. Como no, la aguja trotadora sirve para cronometrar los tiempos y permite medir fracciones de segundo.
La pulsera está disponible en diferentes tipos. Tradicionalmente viste un brazalete de metal que, de acuerdo al material de la caja, se fabrica en acero inoxidable, oro o titanio. La serie también ofrece correas de caucho o piel de aligátor cosidas a mano. Cabe señalar que los relojes de oro presentan la hebilla fabricada en el mismo metal precioso.
El Royal Oak Chronograph luce un acabado perfecto. Las superficies pulidas y satinadas embellecen la pieza y se ciñen a la muñeca de forma fluida y cómoda sin pellizcar o llamar demasiado la atención.

Las características del Royal Oak Chronograph

  • Bisel octogonal y tornillos hexagonales con un diseño similar a las ventanas tipo ojo de buey
  • Cajas de acero inoxidable, titanio, oro blanco, oro rosa u oro amarillo
  • Cajas de 39 o 41 mm de diámetro

Ultra plano: el Royal Oak Chronograph con el calibre 2385

El reducido grosor del cronógrafo Royal Oak se consigue gracias al calibre 2385. Con una altura de solo 5,5 mm se presenta como el movimiento cronógrafo de cuerda automática más plano del mercado. De hecho el Valjoux 7750, el calibre cronógrafo automático más prestigioso de la industria, ofrece 7,9 mm de altura, es decir, 2,5 más que el 2385 de Audemars Piguet. Recordemos que el Valjoux 7750 da vida a un gran número cronógrafos de las marcas más reconocidas como TAG Heuer, IWC o Breitling.
El calibre 2385 de Audemars Piguet dispone de una reserva de marcha de 40 horas, una frecuencia de 21??600 alternancias por hora (3 Hz) y se compone de un total de 304 piezas. El rotor fabricado en oro de 18 quilates carga el movimiento de manera unidireccional. El control de la función de cronógrafo se lleva a cabo a través de una rueda de pilares.
El calibre 2385 basa su construcción en el 1185, un movimiento de la casa Frédéric Piguet que pertenece al grupo Swatch y provee de manera interna a la compañía Blancpain. Vacheron Constantin también utiliza el calibre 1185 en su colección Overseas. En este sentido, Audemars-Piguet no presenta un calibre de propia fabricación. De hecho, existen pocos fabricantes en el mercado (por ejemplo Patek Philippe) capaces de desarrollar de forma completa un calibre cronógrafo. En el cronógrafo Nautilus con la referencia 5980, el calibre CH 28-520 C se encarga de dar vida al reloj. En realidad, esto explica la diferencia de precio que existe entre el Nautilus Chronograph y el Royal Oak Chronograph.

Las características del calibre 2385

  • Con 5,5 mm es uno de los movimientos cronógrafo más planos del mercado
  • 40 hora de reserva de marcha
  • Calibre 1185 de F. Piguet como base